Mommy

Etiquetas

··········Inicialmente me daba la sensación de ser una peli sobrepasada, ya desde un pequeño prólogo, con contraluces, música intensa, picados, desenfoques. Sin embargo, esto, junto con el formato de la imagen (la relación alto, ancho), acaba resultando completamente ajustado a la historia y transmite muy bien una sensación de ahogo simultánea al exceso: mucho grito, mucho movimiento, pero todo muy encerrado, en una imagen parcial y escueta, en una vida sin salidas, en una familia escasa de personas y equilibrios.

··········Así que, aunque no cómoda de ver, y ligeramente larga (a veces parece que se insiste en algo sólo por la sensación de que se está contando bien) la película me parece muy interesante. El aparente alocamiento de la madre, no deja de contener una lucidez no sólo sobre su hijo y las posibilidades, sino también sobre quién quiere a quién y cuáles de esos amores crecerán y cuáles disminuirán.

··········No entiendo bien la decisión de encuadrarla en un futuro cercano, cuando lo único que hay de futurible es una ley concreta que tiene que ser explicada mediante rótulo, y que es completamente innecesaria, porque con las leyes actuales la decisión que se toma puede ser idéntica; casi parece que el tema de esa ley, usado en las sinopsis y en los anuncios de la peli, funciona como un mcguffin. Tampoco veo claro que se hable de un trastorno TDAH, hoy en día tan discutido, cuando, desde mi carácter de lego, yo lo que veo es un psicótico con brotes. Por último, a mí me funcionaría mejor esta historia si no se exageraran tanto los personajes femeninos; yo estaría más cómodo con un poco más de contención, pero ésta es la marca de la casa.

··········Enlaces a imdb y filmaffinity.

Fuego

Etiquetas

, ,

··········Aunque el planteamiento me hizo pensar que podría tener interés, me encuentro con una peli decepcionante. La pervivencia en el recuerdo y en el sentir diario y cotidiano de la pérdida de vidas y bienes (como la salud y las capacidades humanas) sufrida traumáticamente, y no de forma azarosa, sino con culpables concretos, me parece psicológicamente atractivo. ¿Cuándo o cómo puede suceder la liberación? Parece haber un consenso en que verdad, justicia y reparación son la tríada básica. Pero en el caso que se plantea aquí (los muertos y daños los causó ETA en el País Vasco), esos tres factores están bien satisfechos: se sabe quién lo hizo, el reproche penal es de larguísimo plazo y es sabido que, por el uso político que se ha hecho de las víctimas de uno de los bandos, compensación monetaria ha habido bastante.

··········Pivota sobre José Coronado transmitirnos ese mantenimiento en la cotidianeidad de la necesidad de hacer algo para curarse. No me gusta cómo lo hace, pero tampoco lo tiene fácil: la historia empieza cuando él ya ha iniciado el viaje a la catarsis. Sí me parece curioso que se muestre un problema físico con la expresión de la afectividad, pero se echa a perder cuando un tipo que al parecer lleva trece años teniendo incapacidad para el contacto físico (para abrazar a su hija, por ejemplo) echa un polvo sin más allá de unos minutos de tensión. No es la única actuación que no me da lo que la historia necesita: la hija minusválida, supongo que en la intención de ser presentada como amargada, es en realidad absurdamente infantil para una veinteañera. Y qué decir del polaco: si –mediante un contrato extrañísimo, vaya, absurdo- vas a confiar a tu hija a un chico que le dé de todo (guiño, guiño, sí, casi así lo dice Coronado varias veces), al menos escoge un tipo aparente de aspecto, con recursos verbales, simpatía…

··········Fallan, en fin, más cosas. Algunos problemas de continuidad (la posición del prota en unos planos – contra planos), algunas cuestiones físicas de la gente en la escena (la barra de la cortina, el manotazo que desbarata lo que hay en la mesa, en una persona que no puede fácilmente recoger nada) y argumentales (por decir algo, buscar una casa rural… cuando estás ya viviendo en un caserío aislado, o que al parecer escribir una buena novela está al alcance de cualquiera). Pero lo que más intensamente me fastidia de la peli es que se confía la narración de la historia a una música argumental, subrayadora, tremendamente insistente. Una persona que no entendiera castellano (ni vasco ni catalán), sabría exactamente qué debe sentir en cada escena gracias a esa plétora de violines y piano.

··········En los momentos en que esa música me permitía pensar un poco, caía yo en que la historia podía servir simbólicamente para hablar de lo que está pasando en ese tema: la obsesión de que no haya ningún movimiento político por parte del Estado, que lo confía todo a una cuestión penal, cuando es una justicia penal trufada de política: las leyes y jurisprudencias sobre conceptos como “el entorno”, la negación de la vigilancia debida sobre los malos tratos o el hecho –tan poco coherente con el Estado de derecho- de añadir a las penas impuestas por los jueces otras de extrañamiento que son impuestas a su antojo por la administración penitenciaria. En fin, todo lo que se viene haciendo para reforzar el “no hay nada que hablar”, que a quien más daña no es a quien sí tiene algo de lo que arrepentirse, sino al conjunto de la sociedad, lo que se ejemplifica bien en la peli (aunque puede que involuntariamente) en madre e hijo, completamente fuera incluso del “entorno”, apuntados por la pistola de la víctima.

··········Enlaces a imdb y filmaffinity.

La ignorancia de la sangre

Etiquetas

, ,

··········Una historia extraña, porque ha de mezclar forzadamente dos procesos criminales. No es que la estructura que los comunica sea mas o menos endeble, es que se abandona una historia dejándolo todo suelto (quién es ese niño, quiénes son los filmados en el disco duro, …), para pasarse a otra donde además se abandona bastante el contexto de investiagación policial para pasar a una aventura, también en thriller, con sus armas, sus persecuciones, sus etc., pero en términos personales y familiares.

··········No me gusta la factura, por mas correcta que pueda ser. Me molesta esa obsesión por moverse en ámbitos lujosos (que se corresponde con el cine de bastantes décadas atrás), que actores como Juan Diego Botto se hayan pasado a la mirada lateral de los jovencitos yanquis, las tomas publicitarias (hasta del Betis, válgame Dios). También ese tipo de tonterías pequeñas que siempre me acaban distrayendo (una pareja que esta sola en una casa y donde ella dice “subamos arriba que estaremos mas trranquilos”, sólo porque ésa es del tipo de frases que tienen que salir con motivo o sin él en un guion); o, en dos escenas seguidas comentar que una mujer marroquí es peligrosísima para a continuación decir –el mismo personaje sin cambios en la acción- que ella no puede hacer nada.

··········No solo muchos diálogos son los repetidos de siempre, ahora también copiamos la manera de coger las linternas en las pelis yanquis, con la muñeca forzada, pero en fin, eso son chorradas comparadas con la inconsistencia de los personajes. Hay una escena entre escultora y policía que yo nunca he visto una ciclotimia de ciclo tan corto; hay una madre histérica porque le han quitado a su hijo que tan pronto comete todo tipo de errores por el impulso de tirarse hacia donde pueda estar él, como que se queda quieta y encandilada en besarse con su chico (en plena escena de acción) mientras su hijo yace cerca, no se sabe si vivo o muerto; hay personajes como la policía de la que se amagan cosas que luego no se cuentan ni tienen relación con la historia; hay una sala policial hipermoderna donde cuando enciendes la luz se encienden dos paneles inmensos con planos de Sevilla, que se mueven autónomamente buscando cosas, hacen zooms, … para nadie; hay agentes del CNI que muestran su placa o charlan de sus operaciones en medio de los pasillos de una comisaria o un hotel…. Personalmente, ni siquiera me parece entretenida.

··········Enlaces a imdb y filmaffinity.

Le sel de la terre / La sal de la tierra

Etiquetas

, ,

··········Bastaría tomar esta peli como una exposición de fotos bonitas para que compensara verla. Pero es bastante más. Una buena biografía centrada en el trabajo como la consolidación de una consciencia –que seguramente ya estaba en esa juventud rebelde contra la dictadura brasileña- que lleva a una conciencia. Y llegar a la ejemplar reaccuión ante la barbarie inasumible: nada de rendirse al cinismo, sino actuar en otro campo de preopcupación vital. Protegerse y continuar siendo útil.

··········En lo que tiene de más biográfico también hay alguna cosa que no funciona, como la deriva de amagar con contar algo sobre un hijo con problemas para luego no hacerlo. Sobraba en una biografía que es esencialmente profesional y que evita entrar en psicologías o sentimientos que no sean los que se derivan del trabajo.

··········El ejercicio de bien mirar parece exportarse de la fotografía a la filmación. Cuando no es meramente documental, el peso de los paisajes, la expresividad facial bien tratada, la superposición del autor y su obra mientras cuenta, me parecen bien realizadas.

··········La implicación del humano con lo que no funciona en su sociedad, a veces sucede en el hacer, a veces en el ver y contar. Ahí hay un riesgo de esteticismo, de darle a la obra una importancia que la desgaje de lo que realmente cuenta. Realmente, la mirada de Salgado es tan honesta en su fondo y astuta en su forma, que esto no se produce. Cada foto contiene militancia.

··········Enlaces a imdb y filmaffinity.

Loreak

Etiquetas

··········Es inevitable citar otra peli anterior de estos directores. Aunque ésta no llegue a esa altura, se reconocen el tono tranquilo, la mirada atenta a los sentimientos, a cierta naturalidad o fluidez en la manera en que calan, se exudan y se transforman. También a los efectos de los estados de ánimo sobre las relaciones; los estados de ánimo como un cuajado de sentimientos más circunstancias.

··········Una discreta pero eficiente elegancia visual. Con elementos materiales que, confieso que es una debilidad mía, reaparecen para cerrar círculos (¡esa oveja!). La vision desde arriba, desde la grúa, pero también desde la posición angelica de dar algo sin tomar nada, bueno, solo manchada por la pequeña cadena: una cesión banal al poseer, frente a Lourdes que necesita poseer a un muerto de cuyos recuerdos se desprende a toda prisa: poseerlo sin tenerlo, sin contenerlo, sin abrazarlo. Mientras que Tere, que atesora, nunca tendrá sino un hueco (madres que entierran a sus hijos…).

··········Y la pequeña nota de humor (en el contexto vasco) de tratar a las flores como un arma peligrosa, cuyo origen debe ser identificado. Y es un arma, sí, pero tan peculiar que solo puede dañar lo que está previamente roto o debilitado.

··········Enlaces a imdb y filmaffinity.

Magical girl

Etiquetas

··········Con la magia del título se amaga, pero no se llega a golpear. Al contrario, la manera de contar es absolutamente escueta, austera, como no dejando espacio a lo maravilloso.

··········La trama enreda vidas, pero sin demasiadas complicaciones argumentales. Pocos elementos, bien trabados. Simplemente lo que suele estar en la base de tantas narraciones: las casualidades que unen personas e historias hacen que una historia merezca ser contada.

··········Aunque resulta sugerente abriendo temas, al final se queda en un enfoque de bondades y maldades, y las consecuencias de los actos cometidos bajo uno u otro principio. Los celos como el impulso verdaderamente intenso en Sacristán, la enferma recurriendo al sicariado, el padre que prefiere comprar ilusión a compartir tiempo con la muerte, el marido dominador que a la vez abandona. En fin, la madame de burdel resulta ser el único personaje decente.

··········Yo, en fin, no acabo de entrar del todo en la peli. Pero es de esas veces en que lo lamento, porque algo en ella me atrae, y no es solo la elegancia y austeridad visual. No caigamos en la facilidad de achacar esa frustración al hecho de que aparezcan agradecimientos en los títulos de crédito al conseguidor Alejandro Agag.

··········Enlaces a imdb y filmaffinity.

Deux jours, une nuit / Dos días, una noche

Etiquetas

··········Una peli muy desnuda y sobria. Sin música extradiegética, sin adornos, hace reposar toda la parte visual de la película sobre un cuerpo (bastante más que sobre la cara). Un desafío que supera bien convertirse en tedioso: si el argumento pareciera llevar a repetir la misma escena bastantes veces (trabajadora pidiendo la solidaridad de sus compañeros de taller uno a uno), se convierte en rico por la muestra de dieciséis maneras de explicarse o justificarse.

··········Y en ese viaje de fin de semana, experiencias como la de que se puede pedir con dignidad, y que la dignidad contagia: el padre que recibe el golpe, la muer que abandona a su abusador. Como en la vida real, pareciera que se fuera a ocultar el origen del problema, depositando éste en las responsabilidades de la clase obrera, de si es o no suficientemente solidaria, de ver qué soluciones aporta. Pero no, se espera al final para mostrar el origen y la responsabilidad del problema: el poder escondido tras la lógica de los números “neutros”. Y la dignidad, por el contrario, no tiene que seguir las leyes de la lógica, como la decisión final de la protagonista ante la no renovación de un contrato temporal.

··········Pensaba al verla que la peli podría resultar sangrante para aquellos a quienes el sistema prove de mucha más miseria y falta de colchón de lo que aquí se nos muestra: casas, coche, helados, prestaciones de desempleo, pareja con salario… Pero lo que importa es la esencia del problema, en qué condiciones acceden al mercado contratadores y contratables.

··········Enlaces a imdb y filmaffinity.

Interstellar / Interestelar

Etiquetas

··········Magnífica la idea sobre los robots no antromórficos y su movimiento. Interiores más contenidos y creíbles que lo habitual en las pelis del espacio. En contrapartida, la maldita manía de los finales felices, que aquí fuerzan el absurdo en una historia que intenta no serlo el resto del tiempo (y con el argumento que tiene, es difícil), y un sentimentalismo barato (aunque la primera vez que se dice la tontería habitual sobre el amor, el prota sale con un “vale, muy bien, pero ni caso”).

··········Aparte de eso, buen ritmo, buena intersección de los tiempos, muy buen análisis de los elementos que han de tenerse en cuenta en viajes así de prolongados, no sólo el tiempo-chicle (y, como el chicle, lo puedes contraer o dilatar pero nunca vuelve a cómo era antes de la saliva; tiempo sin vuelta atrás), sino la dificultad de hacer pivotar el buen fin de una operación así, basada al final en seres humanos desprovistos de los refuerzos afectivos habituales, que, además de impulsos altruistas generales tienen los impulsos reptilianos de supervivencia y protección a la camada.

··········La parte milenarista está bien, centrarse en elementos sólo aparentemente banales, como el polvo, llevando el problema a la contaminación y la alimentación. Simpático lo de los viajes a la Luna y su explicación en términos presupuestarios y de opinión pública. La música también me parece atrayente. Y una lástima que el protagonista, en cierta línea de héroes yanquis, tenga que ser un chulopiscinas con esa actitud incluso en familia.

··········Enlaces a imdb y filmaffinity.

The judge / El juez

Etiquetas

··········Con una formas aburridamente clásicas, llenas de subrayados musicales, dentro de las pelis de juicios aporta elementos que me parecen positivos. La complejidad del guión no deriva de lo abstruso del crimen o de intríngulis legales tanto como de la complejidad de los conflictos familiares que corren por detrás. Éstos, lo esencial de la peli, no me parece novedoso, pero sí bien contado, con interesantes mecasnismos de sustitución psicológica, externalización de los afectos y de los odios. Cuestiones enquistadas que no tiene por qué ser secretos familiares (aunque sí para nosotros por ir conociéndolos poco a poco).

··········También aporta otros temas interesantes, como la probidad en el sistema judicial, o hasta qué punto hay que inhibir el cinismo para que funcione, y de ahí el arrostrar la convivencia cuando se tiene, por esa responsabilidad (protagonista y su referente), que pasar a ser “el enemigo del pueblo”.

··········No me gustan las maneras afectadas de contar la historia (por ejemplo ese protagonista bloqueado ante el padre, cuando está claro que tiene una personalidad fuertemente asertiva), ni algunso recursos facilones traídos por los pelos, como el embarazo y algunas frases de más en los interrogatorios del juicio, que está claro que no habrían sido admitidas.

··········Enlaces a imdb y filmaffinity.

[REC] 4: Apocalipsis

Etiquetas

··········Vistos los antecedentes (1, 2, 3, 4), esta secuela resulta extrañamente incompetente en algo que se venía haciendo muy bien: compatibilizar la acción con la comprensión espacial de los hechos (el espacio contribuye mucho a fijar la acción y a convertirla en un miedo que dure más allá de la película –ejemplo sería el pasillo de la casa de la vieja del REC original-). Aquí no se llega a conocer bien los espacios complejos del barco (quizás un poco disculpable en una peli corta), pero sobre todo muchas de las peleas se convierten en un conjunto de bultos golpeándose.

··········La idea básica, el parásito, me parece muy buena en sí y para enlazar con las anteriores de la saga, e igualmente encontrar un escenario con el mismo aislamiento que la primera. Pero en cuanto empiezan a presentarnos los personajes, todo se cae: un GEO que es a la vez médico especialista (sin cumplir los cuarenta, además), patético de ideas y diálogos, un genuino trasunto de Steven Seagal. No son los suyos los únicos diálogos malos. Los personajes están en un estado de histeria previo a los hechos que deberían desencadenarla (los militares y la comida, la prota enterándose de que un motor no funciona,…). Y aparece, sí, todavía, la arquetípica escena con el “separémonos”, para que puedan ir cayendo con comodidad, de todas las malas películas de terror.

··········Una pena, porque hay una frase en la peli (“yo soy de Móstoles y allí hacemos las cosas como nos sale de los cojones” –hay que oírla en el contexto-) que es un simpático trasunto del “yo soy satánico y de Carabanchel”. O es otro cortocircuito mío. En fin, otra saga que probablemente abandonaré.

··········Enlaces a imdb y filmaffinity.

La jungla interior

Etiquetas

,

··········Una peli muy personal, muy de (¿y para?) su autor. El que parece el tema principal, aun encuadrable en la duda sobre si se aman, se concreta en el intento de “mirar para amar” (filmar) que no es precisamente un sentimiento ni un tema general. Y es un poco osado interpretar así las ecografías que tienen un obvio origen médico en el doble sentido económico y preventivo. Más sugerente es la historia darwiniana del mosquito sin alas y la orquídea engañadora; y aquella anécdota de Bach.

··········En conjunto, la peli no me gusta. Salvo las tomas selváticas por su hermosura y porque me parecen tavelines bien hechos, pero la manera de mirar del resto de la peli me fastidia: esa cámara mostrando algún extremo del cuerpo o del gesto, desencuadrando, desenfocando a veces, y con el temblorcillo habitual, para los otros dos bloques de escenas. El primero de ellos que podría tener interés (el de la abuela lesbiana con una mujer topo escondida en casa durante el franquismo) aunque queda bastante suelto; y el segundo del embarazo, con imágenes explícitas de la fecundación, bueno, de la extracción del semen, estrías, roturas de aguas, parto… La luz magnífica, eso sí.

··········El director no sabe si está enamorado de su chica pero nosotros, vaya, yo, no lo estoy. Quizás el problema está en mí, que cada vez tengo menos paciencia con el ombliguismo.

··········Enlaces a imdb y filmaffinity.

Relatos salvajes

Etiquetas

··········En realidad, aunque divertida, inteligentemente planteada y con historias bien desarrolladas (quizás excepto la boda final, alargada, excesiva, un poco demasiado loca), quizás peca un poco de falta de unidad. Cierto que en todas las historias hay violencia (aunque en la última se trate más de una “situación violenta”), pero todas son bien diferentes.

··········La línea que se usa para la promoción de la película (¿qué pasaría si un dia dejáramos de callarnos y estalláramos?), estando presente en muchas de las historias (no en todas, no en la del atropello), lo está cada vez de una manera diferente. La violencia vengativa de Pasternak (¡!) se ha generado más por aucmulación que por la gravedad de los daños; la violencia en sacrificio de la cocinera es vicaria y parte de una situación de vaciedad anímica en la que no hay mucho que perder; la del accidente de tráfico (bien colocada en el centro de la peli, porque es la historia dura de ver) es una violencia mutua y no del agredido contra el agresor; la del coche aparcado sí es una violencia contra un poder burdo (pero, habiendo estado años en atención al público, ¡qué envidia de esos empleados, educados, respetuosos!, inimaginables en una historia así en España) y tiene el reverso de la generación de una solidaridad inútil; la historia de la sustitución del conductor del coche es una historia de clase, de explotación social, del capitalismo como un sistema que puede valorarlo todo y convertirlo en cifras de dinero concreto; y la boda, ya dije, es más el planteamiento de una situación violenta, en el sentido de incómoda, que de una agresión.

··········No veo nada malo que decir de la peli. Quizás el ritmo en la historia final, por su alargamiento. Pero por lo demás, divertida, bien hecha, con esos magníficos secundarios habituales en el cine argentino (y ese delicioso castellano, tan lleno de comparaciones perfectas).

··········Enlaces a imdb y filmaffinity.

The drop / La entrega

Etiquetas

··········Peli entretenida y olvidable. Como thriller no aporta grandes conflictos morales, más allá del habitual “no poder salir de…” el barrio, el delito, la familia. Eficiente, pero no vistosa, con personajes de carton-piedra, como los chechenos.

··········El guión juega al engaño, al presentarnos un protagonista poco menos que retrasado, para en el forzado giro final hacernos ver que controla todo (y eso desbarata un poco la línea de “no poder salir de…”). De todos modos, el guion tiene alguna de esas chapuzas que tanto desdoran cualquier historia: ¿cómo se puede preparar un asesinato –el del maletero- confiando en que van a suceder una serie larga de azares (se subirá al cohe, cerrará mal, se avendrá a salir a cerrar, se colocará de determinada manera, …)?

··········Aunque peor es el personaje del policía investigador, que demuestra a cada momento que no sólo se ha leído su papel, sino todo el guión. Como dice Ferdydurke en filmaffinity, recuerda a los policías de Gila (“aquí alguien ha matado a alguien…”).

··········Y anda más: Gandolfini y un perro hermoso, no tanto como mcguffin como para que haya algo que recordar.

··········Enlaces a imdb y filmaffinity.

Het vonnis / El veredicto

Etiquetas

··········De formas elegantes y clásicas, con sus juegos de enfoque para señalizar. Todo muy correcto, sin subrayados exagerados. Me gusta el uso como paralelismo con el argumento de ciertas decisiones de cámara: las tomas cenitales y el situar en altas torres (rascacielos) las instituciones que tienen el poder para gestionar la justicia, como contraste con quienes, enfrentados a la violencia o el delito en el nivel de las aceras, tiene una percepción mucho más sentimental.

··········Como peli de juicios me parece que está muy bien, con el habitual clímax en los discursos finales (aquí tres, porque además hay acusación particular). Es cierto que, dramatización obliga, recurre a veces al efectismo sentimental que estamos acostumbrados a ver en los juicios yanquis (pese a que se haga alguna broma con eso), con intervenciones dirigidas al jurado en las que se esquivan los hechos.

··········Me parece que es especialmente interesante el papel del fiscal (en la peli, no en el argumento de la peli): por una parte es el malo, un malo de libro, relacionado con los políticos y perfectamente cínico, con una visión conductista de la sociedad, como si no hubiera una base material o de clase, y autoritario (aunque probablemente hay una confusión en el subtitulado y lo que se llama juez instructor sea en realidad un fiscal instructor, a la manera anglosajona, aunque la acción sucede en Flandes). Por otra parte, su discurso ante el jurado es impecable, centrado, sin trampas. La peli en eso juega a lo mismo que critica en los medios: desvaloriza a las instituciones que funcionan conforme a derecho, en beneficio de los sentimientos que con tanta facilidad (en los medios y en los guiones) saben captarnos y hacernos entregar.

··········Digo “que funcionan conforme a derecho” omitiendo el error administrativo que dispara la parte judicial de la trama, y del que no sabremos si tiene o no castigo. Esa, en fin, es una parte más local de la peli, que acaba con un alegato sobre un problema de legislación flamenca.

··········Enlaces a imdb y filmaffinity.

W imię / Amarás al prójimo

Etiquetas

··········Una peli de pocos diálogos y muchas miradas intensas. En lo visual, encuentro a la cámara algo enfática, con contrapicados y contraluces abundantes. A cambio, hay también una cierta celebración de la belleza, como en la procesión.

··········Como historia con carga penal, es un tanto sutil, porque en realidad el cura tiene una salida relativamente fácil, dado que el muchacho tenía bastante que ocultar de acuerdo con la ley y la presión de los otros y su propia vergüenza. Pero lo que importa es la culpa.

··········Y lo que me parece más interesante es que la peli no entre en lo que ha pasado (que sea grave y pueda considerarse agresión o abuso), sino que trata la culpabilidad en sí, como derivada del mismo deseo más allá de los actos; y el alcohol, más que como tapadera como expresión vicaria de lo prohibido.. Me gusta también la presentación del deseo con su animalidad y naturalidad (en el lugar en que ambos conceptos se unen), tan distinto del que representa la mujer intentando algo físico sólo para curar una afectividad herida de soledad.

··········No sé qué me quiere contar con ese final en el seminario. ¿Qué los homosexuales se meten a curas?

··········Enlaces a imdb y filmaffinity.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.