Etiquetas

··········Una película sencilla y tiernecita, pero nada ñoña. No me parece que haya nada interesante en todo lo visual; todo es discreto y funcional, salvo quizás lo que diré después. No se aprovechan especialmente los ambientes que pudieran ser más originales, como las limusinas. La historia es también aparentemente suave, con una de esas conformaciones de pareja a través del muy estructurado sistema yanqui de las presentaciones y citas sucesivas. El sistema de obtención de puntos para que la relación avance, es en este caso –y en tantos otros-, la transformación personal, la adquisición de actitudes o habilidades que no se tenían. El delicado filo entre no ser yo mismo para lograr tener la relación y el qué tanto vale una relación si no me ha cambiado a mí mismo.

··········Aparte de que uno se implique con cierta facilidad gracias a los actores, hay un par de temas que me interesan. La película, o la historia, utiliza mucho el concepto de visualización. Se emplea como parte del proceso que usa un personaje para enseñar a nadar a otro: antes de empear a sumergirse, por ejemplo, hay que verse a uno mismo bajo el agua, construir psíquicamente la imagen, de modo que el cerebro no se asuste tanto. Jack complementa esta visualización pragmática en otros ámbitos con un empoderamiento: se imagina siendo capaz, y para ser capaz. Pues bien, este juego de la visualización se utiliza mucho en la película; también la formación que recibe el estudiante de economía empresarial se basa en las visualizaciones del éxito; también las prevenciones de la mujer tímida vienen de las visualizaciones de todo lo que le puede pasar en el contacto con los varones. En la forma de mostrar algunas de las visualizaciones de Jack sí que hay algo de trabajo visual apreciable.

··········Me parece curioso el momento de acumulación de drogas en la escena de clímax: una de las parejas no necesita ya relajarse, sino que les dejen relajarse en paz por sí mismos. Y la otra, que sí lo necesita, mezcla con enervantes, como si lo que quisieran fuera forzar la máquina hasta el límite en que se rompan las costuras de una relación, que se han ido convirtiendo en un mero hilvanado.

··········Enlaces a imdb y filmaffinity.

Anuncios