Etiquetas

··········Un documental no para cualquiera, pero sí para los curiosos, para quienes nada humano es ajeno. Filmando en el entorno de la carretera de circunvalación de Roma, a quienes vemos es a los de “las afueras”, aquello que se queda fuera del círculo que, rodeando nuestras ciudades, deja dentro lo que por costumbre nos parece la normalidad.

··········Oficios olvidados (¡siguen haciéndose fotonovelas!), gente anciana que perdió el vínculo con la vida real, refugiados de cualquier pequeña catástrofe,, viviendo en lugares despersonalizados donde se busca con ansia una luz encendida, un rastro de humanidad, las putas viejas; y, a la vez, la plena humanidad de los cuidados, de la compañía, de quien se ha acomodado y no pide sino no estar solo.

··········La imagen se acompasa bien con las distintas escenas (las luces hogareñas en un caso, otros visto desde arriba como entomológicamente, la saturación en los visionarios). Algunos momentos de fotografía monumentalista (a cargo de nubes en conjunción con obra pública). En fin, muy visible.

··········Personalmente, hecho en falta que se reforzara un poco el hilo argumental, la carretera como el viaje que nos lleva de unos a otros y que es a la vez su vínculo, pero puede que eso sea una tontería personal. Y quizás falte un poco de humor, no del de reírse de los extraños, pero sí del que produce el –solamente aparente- fuera de tiempo o lugar.

··········Enlaces a imdb y filmaffinity.

Anuncios