Etiquetas

,

··········Como en tantas películas de espías, la visión es aquella de “algunso hombres buenos”: alguien está en la frontera, en los límites de nuestro mundo, defendiéndonos de que no nos asalten los malos; ¿no deberíamos ser flexibles con cualquier incumplimiento de la ley en el desempeño de su labor? Que os voy a contar que no veais en los telediarios cada día, sea en unas verjas fronterizas, sea en el ametrallamiento de quienes intentan moverse con flotadores… El caso es que ahora los malos no son los comunistas, claro, sino esos chicos a los que creamos para fastidiar a los comunistas.

··········En esta peli, se esfuerzan en que distingamos claramente entre los torturadores rusos, los policías elefantes-en-cacharrería, los prepotentes y egoístas yanquis… y los “nuestros”, un servicio de información de una potencia europea. Que, vaya, secuestra, pero no tortura, juega con la vida de la gente y su derecho a pasaporte o asilo, pero no entra a patadas en una casa, etc. Vaya, los buenos; como decía Erich Fried, “benditos sean sin bendición, malditos sean sin maldición”.

··········La peli es moderadamente entretenida. Arriesga un poco en deslizarse hacia el tedio en largos minutos dedicados a grabaciones y seguimientos, pero en conjunto está bien, aunque olvidable a continuación. Tiene algunas de esas chapuzas de guión que me fastidian, como la construcción del personaje de Karpov (cuando ha decidido que no quiere el dinero, ¿qué espera en el apartamento?, ¿que la vida cambie porque sí?), o que para poner unos micros en una casa se le diga a un tipo aterrado y escondido “quiero enseñarte una cosa” para simplemente subirle a la azotea y ver tejados o el cielo.

··········Sí me parece sugerente lo que trae consigo el personaje de Karpov porque, así conviene a la trama, es a la vez el tipo de extranjero que nos da miedo y el refugiado petitente de asilo que más obviamente debería obtenerlo. Y el héroe, prototípico, bebedor en exceso, fumador inagotable, torpe aliño indumentario, pero con literatura y piano en su casa, capaz a la ver de pegar a un duro marinero que ha abofeteado a su mujer… a la vez que de secuestrar y chantajear a una abogada para ataropar a su representado.

··········Enlaces a imdb y filmaffinity.

Anuncios