Etiquetas

,

··········Una película barata, filmada correctamente sin mayor imaginación y bien interpretada, pero que decididamente reproduce no ya el espíritu, sino la letra del género carcelario-adolescente. Sería difícil encontrar algún tópico de estas películas que no esté también aquí, sin ninguna ambición de ponerle imaginación a su tratamiento.

··········La llegada de los nuevos, su clasificación en peligroso, digno y dulce-imaginativo, los matones, los lameculos de los matones, los abusos, alguno sexual, el silencio ante los carceleros, la falta de control real por éstos, alguna muerte,el consabido motín… incluso la escena en que a uno de nuestros personajes se le dice que va a ser liberado en pocas semanas… si no se mete en líos.

··········Sucede además que, quizás por la voluntad de acumular todos esos elementos surge alguna confusión al final: la huelga de hambre y el motín que, en buena lógica, deben ser consecuencia de una muerte a manos de un carcelero, acaban sucediendo justo después de un suicidio (que no podría concitar esa unanimidad, cuando ha sido provocado por los abusos de algunos).

··········Sin embargo, como digo, la peli es muy visible y, teniendo en cuenta la previsibilidad de los papeles, bien interpretada. Además, este género siempre es interesante: los dos sistemas de reglas paralelos (el de carceleros y el de presos), la colaboración con el abuso que (aquí o en cualquier colegio) lleva implícita la norma de no ser jamás chivato. En esta peli, además, los carceleros son gente bastante razonable (salvo los antidisturbios, que parecen ser igual de poco profesionales en cualquier parte del mundo, … eso de golpear a quien ya yace rendido,…) , lo que hace resaltar lo anterior. También es un poco novedoso que de pronto uno de los dos protagonistas –sin dejar por ello de ser querido por la cámara y el guionista- asuma el papel de nuevo matón, mostrando una crueldad frente al débil que imposibilita empatizar con él.

··········Enlaces a imdb y filmaffinity.

Anuncios