Etiquetas

··········Si las películas tuvieran que pretender algo, me costaría saber qué pretende ésta. Loados sean los dioses, pretender no es un requisito. Y ésta es una historia agradable sobre un año en la vida de una pareja agradable, amable.

··········Y lo es en dos sentidos al menos. Es una pareja que se ama, dos personas que se cuidan y cuidan de controlar todo lo que les pueda hacer daño como pareja. Y a la vez son un matrimonio que funciona como una isla en la que pueden recalar amigos, compañeros o parientes que no tienen la misma suerte que ellos… o la misma disposición de ánimo.

··········Si bien la peli no es ñoña, ni creo que tenga una vocación educativa o de proselitismo de la bondad, sí es cierto que tiene un punto un tanto cruel, al enfocar al resto de los personajes. Sobre todo por lo dura que es la mirada sobre ellos, pero también por la manera en la que se les filma: las escenas en las que se degradan se alargan innecesariamente y a sus intérpretes se le shace ser un tanto excesivos, en lo aparatoso o en lo hierático.

··········En todo caso, una peli cómoda de ver, pero que tampoco resulta muy interesante. Recuerda más al Mike Leigh de “Happy-go-lucky” que al de “Secretos y mentiras”.

Anuncios