Etiquetas

··········Aunque el tema no sea original (cómo un repentino aporte de dinero altera los criterios morales y las relaciones personales de un grupo de individuos), siempre es interesante. Pero hay unas cuantas cosas en esta peli que no acaban de gustarme.

··········Por una parte, hay casi siempre un montaje muy rápido. Si al principio (las escenas del metro) resultan originales y apropiadas para una comedia, luego ya se suma a primerísimos planos y resulta un tanto repetido y recuerda a un video clip.

··········También sucede que, sobre la trama, se le da prioridad a otros elementos que a mí me interesan menos: una banda sonora que más que de acompañamiento parece de presentación de autores (y casi toda en inglés, claro), y una especie de devoción por el rostro y figura de sobre todo una de las actrices, de la que la peli parece un portfolio. La cámara se detiene continuamente en su sonrisa, su giro de cabeza, sus andares. No me parece mal, si a la autora le gusta, por qué no, pero es tan continuo que la velocidad de la trama se resiente.

··········Y la historia, coral y con suficientes intereses contrapuestos de los personajes, y unos cuantos sucesos, no acaba de cuadrar como comedia, sino que está bastante llena de incoherencias o cosas inexplicadas. Luego leo que la confección del guión ha sido peculiar porque a cada actor se le ha dejado desarrollar parte de los textos y acciones de su personajes; en todo caso, el resultado termina por ser confuso (persecuciones, la historia del ligue con el famoso, …). Y el elemento que dispara la historia (el encuentro del dinero) se muestra en una secuencia incomprensible en la que la prota va haciendo posturas por la calle, sin que sepamos por qué entra en un solar bajo un edificio en ruinas.

Anuncios