Etiquetas

, ,

Sección Enfants terribles

··········Me parece una peli muy apropiada para chavales –no niños- en dos aspectos (aunque la reacción de los escolares de ESO y bachillerato con los que la veo es decepcionante, con codazos y grititos cuando sale un cuerpo o un beso): por una parte, sus formas, un montaje atropellado, esa estética de videoclip (que para esta historia me parece apropiada). Por otra, el verdadero contenido de la trama queda en contar un ligue, una relación intensa y de duración limitada entre chico y chica atractivos.

··········Pero yo diría que tiene algo más de interés que eso. Por una parte porque su lenguaje integra muy bien internet (en 2.0). No ya porque el argumento obliga a que haya mucho youtube, sino porque el twitter (no sólo sus mensajes, sino su concepto de en qué estoy ahora) y otros están muy bien integrados visualmente. Iba a escribir algo sobre el inglés en una historia en farsi y en francés, pero mejor me callo para que no me suban la dosis de las pastillitas antiparanoia. Por otra parte, me parece que contiene bastante fuerza o intensidad, no tanto derivada de las coordenadas de la historia como de una muy buena integración de lo que es el atractivo personal con la danza (breakdancing y parkour) y una variada y muy bien colocada selección de músicas.

··········Y la curiosa conexión entre Baudelaire y Omar Jayam. Frente a eso, quizás me produce un cierto malestar por el transfondo social: la rebelión de ciertos sectores iraníes frente a las segundas elecciones que ganó (aunque está discutido) Ahmadineyad. Pese a la utilidad conceptual en la peli de la revuelta como un acto de libertad frente a los guardianes de la religión y la represión, la condición de niña de clase alta de la pobre sufridora, que ha sido embarcada al empezar los disturbios hacia París y vive en hoteles de lujo o en apartamentos en la Bastilla, desmerece un tanto.

Anuncios