Etiquetas

··········Vaya lío de títulos tiene esta peli en imdb y en filmaffinity. Una curiosa película de cine negro, variedad yakuzas, pero en la que casi todos los mafiosos están todo el tiempo buscando cómo dejarlo, pero sin poderlo hacer porque “nada ama más un yakuza que el dinero”.

··········El protagonista es Yukio Mishima, que menos mal que se dedicó luego a otras cosas, aunque fuera dar golpes de Estado. También es cierto que es un papel complejo, en el que tiene que ser continuamente un chulo osado y a la vez un pobre tipo asustado al que le queda grande el traje de jefecillo. A la vez un maltratador de mujeres y un enamorado intentando impresionar a su chica. Un macho alfa, vaya, con más inseguridades personales que Woody Allen. Y contra él, un sicario asmático. Y la peli no es de risas.

··········Es curiosa la variedad de temas que se cruzan: la guerra entre jefecillos dentro del mismo clan, las (des)lealtades familiares, la mafia reventando huelgas con esquiroles (¡la Internacional en japonés!), el uso clínico de medicamentos poco probados… Aunque todos están prisioneros del conjunto de reglas de honor y, mucho más aún, de la obsesión por tener dinero, no hay el más mínimo asomo de lujo; los decorados muestran casas viejas, entornos degradados. Todo muy lejos del palacete de verano de cualquier mafioso italiano.

··········Una peli, en fin, entretenida, aunque quizás algo alargada en su segunda mitad, y que no me parece que tenga una historia potente salvo ese punto del destino trágico de no poder salir, como de la casa de “El ángel exterminador”.

Anuncios